lunes, 2 de junio de 2014

Del Océano y su Oscuridad



Si hasta pareces nuevo
al oír silbar las aguas
al guiarte por estrellas
cuando brava está la mar
al atar tu timón a algún destino
que entre notas a las piedras
eternamente van a dar.

Amárrate al mástil
o pide tus oídos encerar
pero nunca le hagas caso
al canto del océano en su oscuridad
Publicar un comentario

Seguidores

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails